Blog

Entradas recientes

"Para que surja lo imposible, hay que intentar una y otra vez lo posible" (Herman Hesse)

Las varices son un asunto veraniego que precisa nuestra atención para conocer y aprender a resolver de un modo efectivo.

Las varices son un asunto veraniego que precisa nuestra atención.



Las varices representan un asunto veraniego dada la importancia y frecuencia de su presentación en esta etapa estival.

Las VENAS son los vasos sanguíneos encargados de llevar la sangre desde las distintas partes del cuerpo al corazón.

Para su buen funcionamiento, necesitan la presencia de unas estructuras llamadas válvulas, las cuales son imprescindibles para realizar esta función.


Así pues, cuando estas válvulas no funcionan correctamente, aparecen unas dilataciones llamadas VARICES.


Aunque no se conoce su causa, existen una serie de FACTORES PREDISPONENTES:


-EDAD. Parece que el envejecimiento contribuye a la presencia de varices.

-HORMONAL.
La frecuencia aumenta considerablemente entre las mujeres.

-EMBARAZO.
Esta situación es un factor de riesgo para las varices.

-OBESIDAD. Se ha considerado un elemento de riesgo; sobre todo, los cambios bruscos de peso.

-BIPEDESTACIÓN. Mantenerse mucho tiempo de pie contribuye a la aparición de varices.


Síntomas de las varices

La presencia de varices condiciona la aparición de una serie de síntomas que le son característicos.

Entre ellos se pueden destacar los siguientes:

  • Dolor. Es uno de los síntomas guía. Puede aparecer de forma espontánea o tras un esfuerzo. Se presenta como un pinchazo o escozor.
  • Molestias si se mantiene la postura de bipedestación durante mucho tiempo. Esto suele ser frecuente en aquellas personas que, por su trabajo, mantiene esa postura de forma regular.
  • Cuando ya se establece la insuficiencia venosa pueden aparecer lesiones en la piel en forma de dermatitis o úlceras.

Recomendaciones

Para tratar de abordar la presencia de varices en la etapa estival, resulta necesario conocer algunas recomendaciones beneficiosas.

Entre ellas se pueden destacar las siguientes:

El calor es un enemigo de las varices.
EVITAR las fuentes de CALOR.

La hidratación es uno de los pilares básicos para prevenir las varices.
HIDRÁTATE con mucha frecuencia.
Usa ROPA holgada y fresca en verano.
Es recomendable mantener las piernas EN ALTO.
Las varices se suelen mejorar con la práctica de ejercicio de forma regular.
MUÉVETE, haciendo aquello que mas te gusta.
Es necesario consumir ALIMENTOS frescos y de temporada.

Por Julia Nogueira Soriano

Soy Julia Nogueira. Soy Médico Integrativo. Me dedico a la Medicina Integrativa desde hace mas de 20 años. Trabajo en consulta. Abordaje de situaciones desde diversas perspectivas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cuéntame
¿Necesitas ayuda?
Cuéntame cómo puedo ayudarte.
Hola, soy Julia Nogueira.
Ponte en contacto conmigo y trataré de resolver
todas las dudas que presentes.