Blog

Entradas recientes

"Para que surja lo imposible, hay que intentar una y otra vez lo posible" (Herman Hesse)

El invierno ya está aquí. Y ha llegado para quedarse. La energía vital comienza a replegarse. Las horas de luz se van reduciendo poco a poco. Y nos invita a la interiorización.

El invierno ya está aquí.


Tras el período de depuración realizado durante el otoño, nuestro cuerpo ya se encuentra preparado para la llegada del INVIERNO.

La energía vital empieza a declinar, pasando poco a poco a un estado de LATENCIA. Es por ello necesario insistir en la importancia a tener en cuenta el cuidado que hacemos durante esta etapa.

Así pues, nuestra dieta debe centrarse en el consumo de alimentos densos que aporten energía y sobre todo, que no contaminen nuestro cuerpo. En este sentido, podemos hacer uso de uno de los elementos mas antiguos conocidos: EL USO DEL FUEGO. Los guisos y platos calientes resultan imprescindibles para obtener la energía necesaria durante el invierno sin tener que recurrir a alimentos calóricos, ya que el uso indiscriminado de este tipo de alimentos ocasiona un acúmulo de energía densa con dificultad en su eliminación, ocasionando un estado desfavorable para la llegada de la siguiente estación.


Si nos centramos en las estación del invierno podemos destacar las siguientes CARACTERÍSTICAS:
El elemento AGUA es la clave durante esta estación. Predomina en todos los aspectos, tanto en la naturaleza como en nuestro cuerpo.
El sabor predominante es el SALADO. Así, debemos insistir en utilizar aquellos alimentos que la naturaleza nos ofrece, ya que, nos está aportando justo aquello que necesitamos. Puerros, coliflor, cebollas, ajos son alimentos necesarios en estos momentos.
Durante esta etapa son los RIÑONES los órganos encargados de realizar toda la función de eliminanación, siendo necesario, cuidar y proteger esta función, ya que, es importante hacerla de un modo saludable para que el curso de la evolución siga.

El invierno ya está aquí. Su emoción principal es el miedo.
La emoción predominante durante toda la estación es el MIEDO. No obstante, esa emoción podemos mantenerla en estado de equilibrio. Para ello, resulta casi imprescindible, potenciar aquellos valores que lo neutralizan. Así pues, debemos centrarnos en potenciar el CORAJE y desarrollar nuestra CREATIVIDAD.

Es precisamente en este momento, cuando se cierra una etapa para dar paso a otra. En este período podemos vivir la conexión entre el NACIMIENTO y la MUERTE.

El invierno ya está aquí. Es una etapa de latencia.
Si contemplamos la naturaleza podemos apreciar que toda la energía se encuentra en estado de LATENCIA, en espera de la nueva etapa que está por llegar. Así, nos centramos en proporcionar todos los elementos necesarios para que la siguiente estación surja con fuerza y podamos disfrutarla con plenitud.

Por Julia Nogueira Soriano

Soy Julia Nogueira. Soy Médico Integrativo. Me dedico a la Medicina Integrativa desde hace mas de 20 años. Trabajo en consulta. Abordaje de situaciones desde diversas perspectivas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cuéntame
¿Necesitas ayuda?
Cuéntame cómo puedo ayudarte.
Hola, soy Julia Nogueira.
Ponte en contacto conmigo y trataré de resolver
todas las dudas que presentes.